Un día díficil, todos lo tenemos.

El día de hoy tuve muchas cosas por hacer.. me esforzé, batallé, ordené y me apliqué en lo que estaba haciendo. Todo esto para terminar de la misma manera en que terminó este “goleador” sin suerte..

Ni modo, mañana será otro día y habrá que ponerle ese “empujoncito” extra para lograr el ansiado GOL.

Así es la vida.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *